Estrategias de Lectura

Estrategias de Lectura Rápida

La lectura es sumamente importante en la vida de todas las personas, bien sea si trabajas o estudias, pero hay que tomar en cuenta que al leer no sólo se trata de poder comprender el texto, sino también de hacerlo a una velocidad óptima.

Leer con Estrategias de Lectura Rápida

Existen casos en los que tengas que leer una cantidad considerable de textos, sea por el trabajo o por los estudios y puede que con muchas otras obligaciones no tengas tiempo suficiente para hacerlo. Es por esto que te dejamos una serie de estrategias de lectura rápida para que empieces a agilizar la comprensión lectora.

Tipos de Estrategias de Lectura Rápida

Todas y cada una de estas estrategias de lectura rápida son excelentes para cualquier edad, pero algunas pueden ser un poco más complicadas para algunos. Es recomendable que practiques la estrategia de lectura que más se adapte a ti y tus necesidades, pero que siempre estés intentando evolucionar.

Estrategia de Lectura Rápida con el Dedo

Esta estrategia es muy sencilla y es la que a muchos enseñan desde pequeños en la escuela. La misma consiste en usar el dedo para irnos guiando del lugar donde está posicionada nuestra vista. Lo que debemos hacer después de iniciada la lectura es ir moviendo el dedo con mayor velocidad cada vez, esto generará mayor velocidad de lectura en poco tiempo.

Leer con Estrategias de Lectura Rápida con el dedo

Estrategia de Lectura Rápida con la Tarjeta

Con este método lo que trabajaremos será ese problema de muchos por ver lo que ya habían leído y la velocidad de lectura. El método consiste en usar una tarjeta (de cartón, o una tarjeta de débito o crédito) para ir cubriendo todas las áreas leídas. Igual que con el método del dedo iremos también moviendo la tarjeta cada vez más rápido. Es importante que añadas cada vez más velocidad, pero nunca se te escape la comprensión de lo que estás leyendo. Si sientes que lo que lees lo estás dejando de comprender reinicia el párrafo y baja la velocidad un poco.

Estrategia de Lectura Rápida con Memorización

Hasta el momento te hemos explicado dos técnicas que consisten en generar una guía más cómoda a la hora de leer y de esta manera no perder de vista lo que estás leyendo. Si ya has dominado un poco las anteriores puedes proseguir con esta técnica que busca mejorar la cantidad de palabras que puedes memorizar a la vez. Para realizar este método deberás usar la técnica del dedo (o si ya te sientes cómodo sin él, no lo uses) y deberás tratar de memorizar una cantidad de palabras adicionales a la palabra “guía” que es donde estás situado actualmente. Es importante que uses esta técnica gradualmente para poder tener mejoras en la lectura. Al comienzo puede que apenas puedas con 3 palabras, pero con el tiempo empezarás a memorizar hasta una línea completa de texto.

Estrategia de Lectura Rápida con Predicción

Esta estrategia suele ser un poco más complicada si no lees con frecuencia, por lo cual puede que te tome mucho más tiempo conseguir dominarla. Basándonos en el tema a leer se procede a leer y deberás ir prediciendo lo mayor posible las palabras que vienen. Si combinas esta estrategia con la anterior tendrás una velocidad de lectura realmente increíble. Toma en cuenta que todas y cada una de estas estrategias o técnicas de lectura rápida deben ser practicadas con frecuencia para poder tener resultados.

Estrategia de Lectura Rápida obviando el contenido irrelevante

Estás buscando información concreta sobre un tema predeterminado ¿Te lees todo el libro? No, eso no es necesario. Con esta técnica puedes evitar leer todo un libro en busca de una información. Esta técnica no está ligada a las anteriores y puede ser desarrollada por su cuenta. Es excelente para investigar en libros. Para usar esta técnica deberás ojear un texto evitando la información que no necesites. Vale, pero ¿Cómo saber cuál es la información importante de un texto? Para poder conseguir la información importante de un texto deberás aprender a analizar y divisar con facilidad las ideas principales del párrafo.

Consejos para aplicar estas Estrategias de Lectura Rápida

Consejos Estrategias de Lectura Rápida

Antes de practicar las estrategias procura seguir estos consejos para que mejores la lectura. No te sobre-esfuerces. El cansancio en la vista puede reducir muchísimo la calidad y velocidad de la lectura. No te quieras poner a hacer maratones de lectura y mucho menos si estás en un PC o Smartphone.

La práctica es la clave

Como todo en este mundo, la lectura necesita mucha práctica. Es importante que practiques algo de lectura diariamente para poder conseguir excelentes resultados.

Lee algo que te guste

Si existe algo tedioso es leer algo que no es de nuestro agrado o con lo que no compartimos ideales. Evita leer textos que no te gusten, ya que ni usando estas estrategias de lectura rápida tendrás éxito en poco tiempo. Debes aprender a descubrir nuevos temas por ti mismo usando la temática de tu agrado.

Investiga

Si no comprendes una palabra o frase del texto que te encuentras leyendo no te quedes con la duda y recurre al diccionario o al internet. Si no investigas la palabra o frase posiblemente el párrafo entero pierda el sentido y de nada sirva la velocidad de lectura. Además, una palabra investigada es una palabra que se añada a tu léxico.

Busca un lugar adecuado

Si has intentado leer en un lugar con demasiado ruido sabrás lo complicado que es esto. Es recomendable que tengas un lugar con las siguientes características a la hora de leer:

  • Luz suficiente.
  • Calma y tranquilidad.
  • Ninguna o muy pocas personas.

Evita perder la concentración

Esto es parte de lo que te he explicado en el punto anterior. Evita a toda costa todo tipo de distracción, desde personas hasta redes sociales.

De fácil a difícil

Si apenas estás iniciando en la lectura empieza con libros de fácil comprensión. Conforme avances, elige libros de más difícil comprensión para poder desarrollar la habilidad lectora.

Ya para finalizar, sólo te podemos decir que la práctica es la que hace al maestro, por lo cual no debes olvidarte nunca de practicar la lectura en tus tiempos libres, aunque sean 30 minutos al día y aplicar las estrategias de lectura rápida que más te agraden.

Video sobre Estrategias de Lectura RAPIDA:

Además de Estrategias de Lectura Rápida te puede interesar:



Estrategias de Lectura Rápida
5 (100%) 1 vote